¿Conoces el lado oscuro de la tecnología?

¿Te ha gustado? Compártelo

 

lado oscuro tecnología

 

Siento decepcionarte si eres un fanático de las nuevas tecnologías, pero voy a darte una mala noticia: la tecnología también tiene un lado oscuro, sí, como la fuerza de Star Wars. ¿Ah? ¿Que ya lo sabías? Debería habérmelo imaginado.

No te creas que soy una de esas detractoras de toda nueva tecnología, ¡Qué va! Creo que la tecnología existe precisamente para hacernos la vida más agradable y más fácil, que no es una enemiga sino una aliada, pero claro, su desmesurada utilización también puede volverse en contra de nosotros.

Esta entrada surge de lo que escuché en una jornada de sobre innovación digital a la que acudí el mes pasado: “Internet 2015: Lo que conocías ya es historia”. En ella se habló de todos los avances digitales y tecnológicos que se han producido en el último año. Resulta muy interesante descubrir cómo lo que hace poco nos parecía propio de ciencia ficción ya está aquí.

Evidentemente la mayoría de estas novedades tendrán una repercusión positiva en nuestras vidas, pero hoy me quería centrar en el aspecto negativo, no me taches de pesimista pero creo que es necesario hacer hincapié en ciertas cosas para que no las pasemos por alto.

Empiezo por las cosas de andar por casa que se me han ocurrido a mí solita:

EL LADO OSCURO DE LA TECNOLOGÍA EN EL DÍA A DÍA

 

  • Nomofobia: ¿Te entran los 7 males cuando te das cuenta que te has dejado el móvil en casa? Tienes nomofobia (el nombre lo he tenido que buscar porque se las trae). ¿Ya no te acuerdas de que es posible salir sin llevar en el bolso o en el bolsillo un aparatito que suena y vibra constantemente? Pues sólo hace falta que eches la vista atrás unos añitos.
  • Cada vez escribimos peor: Este punto no me lo podía saltar. Ya sabes que estoy un poco obsesionada con este tema. Si no lo recuerdas puedes consultar esta entrada: ¡Fuera errores de ortografía y gramática!. La cosa es que con la manía de escribir cada vez más con el móvil, mucha gente, sobre todo los más jóvenes, ha dejado de prestar atención a las faltas de ortografía y además a veces  se escriben mensajes que son casi incomprensibles para los que no conozcan el nuevo idioma.
  • Llevamos una vida más sedentaria: Sí, cada vez se pueden hacer más cosas desde un sillón con nuestro móvil, tableta u ordenador delante. Pero no debemos olvidar que hay que salir a la calle y ejercitar nuestras piernas. Aunque debo decir que también existen muchas apps relacionadas con la práctica de deporte.
  • Somos más asociales.

asocialesEstamos permanentemente conectados, pero sin embargo en ocasiones parece que nos cuesta más que antes establecer relaciones cara a cara. ¿A que te suena si te describo una escena en la que hay varios comensales en una mesa y cada uno mira sólo su móvil?

  • Ejercitamos menos nuestra memoria: ¿A que antes te sabías de memoria los números de teléfono de todos tus amigos? ¿Y ahora? Confiamos todos nuestros datos a móviles, tabletas y ordenadores y cuando nos fallan …¡Horror! No somos capaces de recordar las cosas por nosotros mismos.
  • Interrupciones en el momento más interesante: Como teatrera y buena espectadora que soy en general, no me puedo olvidar aquí de este punto. Ese móvil que suena en el momento más interesante de la peli o de la función porque su dueño, no ha querido, no ha sabido, o ha olvidado silenciarlo. ¡Dios mío, dame paciencia!

Bueno, voy a dejar de quejarme ya de estas pequeñas desventajas de la tecnología en el día a día porque lo cierto es que en su mayor parte, estos artilugios han mejorado mucho nuestra vida en los últimos años. Pero ahora voy a exponer otros temas aún más serios.

LAS DESVENTAJAS DE LA TECNOLOGÍA, AHORA MÁS EN SERIO

Según afirma este artículo en 2025 un tercio de los trabajos estarán en manos de robots. Es un dato escalofriante aunque evidentemente, alguien tendrá que controlar a esos robots, por lo que posiblemente desparecerán unos puestos de trabajo y aparecerán otros.

Eso supondrá probablemente que los trabajos relacionados con la tecnología se dispararán, y entonces es posible que tú pienses: “¡Bien! Yo soy experto en programación, o en marketing digital, o en ecommerce, así que me llevaré una parte del pastel”. Eso es cierto, pero ¡Ojo! porque corremos el riesgo de reproducir en Europa lo que ya está pasando en California por influencia de Silicon Valley.

Y ahora es cuando tú me preguntas:

¿Pero Silicon Valley no es ese mundo ideal que cantaba Aladdín donde todo el mundo tiene un puestazo y el nivel de vida es altísimo?

Pues sí, pero no. ¿Sabes lo que es la gentrificación? Pues hasta hace poco yo tampoco lo sabía, pero no te preocupes que ahora mismo te lo explico yo con mis propias palabras para que lo entiendas enseguida.

La gentrificación supone una tranformación urbana como la que se ha producido en California tras la creación de Silicon Valley. Dicha transformación implica que empiezan a llegar nuevos pobladores a ese lugar, esos nuevos pobladores tienen un poder adquisitvo mucho más elevado que los oriundos de esa población. ¿Consecuencia? Los precios suben tanto que los habitantes que habían vivido ahí hasta entonces son desplazados y tienen que marcharse por no poder permitirse ese nivel de vida.

Por si quieres profundizar un poco más en el tema, aquí te dejo el artículo de Wikipedia sobre este fenómeno de la gentrificación.

Esto desata una lucha de clases que no puede traer nada bueno. Aquí te dejo un par de artículos en inglés que ilustran perfectamente lo que está ocurriendo en California:

Silicon Valley class war

As Tech Giants Push For Diversity, Blacks And Latinos Are Fleeing Once-Diverse San Francisco

¿EXISTE ALGUNA SOLUCIÓN A ESTE PROBLEMA?

humanidad

Por supuesto, no quiero que este artículo se quede sólo en lo negativo. Es por eso que quiero enfatizar que todavía estamos a tiempo para que las cosas por aquí no lleguen a ese extremo. Nos fijamos en Silicon Valley para tratar de copiar lo bueno. Tengamos en cuenta también sus errores y tratemos realmente de conseguir una sociedad mejor donde todos tengamos cabida. ¿Cómo?

No dejando de lado nunca los valores y la importancia del compromiso cívico. La sociedad debe avanzar sin ir dejando víctimas por el camino. El problema actual no está causado por la revolución tecnológica sino por la falta de valores.

Poniendo en práctica la responsabilidad social corporativa de manera que las empresas se conviertan en agentes de desarrollo de las comunidades en las que se localizan.

– No olvidando nunca la solidaridad. Pero no sólo esa solidaridad de dar un pez al que no lo tiene sino la que implica enseñar a pescar al que no sabe. Por eso el acceso a la formación y la especialización siempre será fundamental para evitar procesos de gentrificación.

Bueno, no me quiero poner chapas pero quería dejar patente mi preocupación en lo que a este fenómeno se refiere y utilizar este rinconcito de la blogosfera para llamar la atención sobre un problema del que no siempre somos conscientes. ¿Qué crees tú que podemos hacer para evitar ser abducidos por ese lado oscuro de la tecnología? Ya sabes que me encantará conocer tu opinión a través de los comentarios.

¿Te ha gustado? Compártelo

5 thoughts on “¿Conoces el lado oscuro de la tecnología?

  1. Bea dice:

    Compiiiii!
    Qué importante es lo que dices en este post.
    Recuerdo cómo eran esos años en los que, cuando viajabas, nadie sabía nada de ti hasta que no llegabas a tu destino. Cómo pagabas un dineral por un discman con sistema antishock…
    Sin duda la tecnología nos ha mejorado la calidad de vida, pero también nos ha traído consecuencias como la falta de comunicación, las nuevas formas de expresión o una dejadez absoluta por ejercitar la memoria.
    Creo que es importantísimo encontrar un equilibrio y, como dices tú, no dejar de lado los valores. La tecnología es un medio para conseguir mejorar en nuestro día a día. No un fin en sí mismo cuya consecuencia es la deshumanización.
    Me encanta que mi madre me envíe Whatsapp y hable conmigo dónde y cuándo quiera. Pero no hay nada más gratificante que llamarla por teléfono y escuchar su preciosa voz. O abrazarla físicamente.
    Y ya sabes la historia de mi padre y cómo la tecnología le ha ayudado. Estoy encantada con ello. Pero nunca hay que perder el norte.
    Has visto la película Los Sustitutos? Puf, quiero pensar que no llegaremos a eso…
    Un abrazo pikiñuca!!

    1. Itziar dice:

      Hola Bea:

      Pues no, no he visto la película pero sé a cuál te refieres y ya me imagino un poco lo que pasa. Supongo que todavía estamos lejos de llegar a una cosa así pero en cualquier caso creo que es nuestro deber no olvidar nunca eso que tú has dicho muy bien, que la tecnología es un medio y no debe ser un fin en sí mismo. Si nos olvidamos de las personas acabaremos siendo más desgraciados seguro.

      Me alegro de que te haya interesado el post.

  2. Buenas tardes.

    Hace un par de años, me preguntaba en un post de mi blog lo siguiente: “Si a nuestro compañero de asiento en el tren le diera un infarto en pleno viaje, qué haríamos primero: ¿tuitearlo o llamar al médico?”.

    Estoy contigo en que la tecnología nos ha dado muchas oportunidades, pero a la vez nos ha hecho más sociales pero menos sociables.

    A veces es muy sano el dejarse el móvil en casa. De verdad, intentarlo. No pasa nada.. no se acaba el mundo ni tu amigos te olvidan.

    Saludos desde Gandía.

    1. Itziar dice:

      Hola Jose Manuel:

      Te voy a confesar que yo de vez en cuando aunque muy de vez en cuando sí que lo dejo en casa y realmente nunca me ha pasado nada por ello.

      Muy acertado tu comentario sobre twitter y el infarto. La tecnología nos ofrece muchas cosas pero al final, somos nosotros los que tenemos que saber establecer prioridades.

      Gracias por comentar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *