Los mejores trucos para redactar en internet

 

trucos para redactar en internet

La semana pasada te decía que siempre he sido estudiante y lo sigo siendo. Con la entrada de esta semana vengo a confirmarlo y demostrártelo. Acabo de terminar un curso online de redacción en internet a través de Miríada X, y como me ha parecido muy útil voy a contarte lo que he aprendido con él. Bueno, en concreto te traigo algunos trucos para redactar en internet que creo que pueden serte muy útiles.

LOS MOOC: OTRA FORMA DE APRENDER

Antes de entrar de lleno en el contenido, te diré que este curso del que te hablo es uno de los llamados MOOCs. ¿Que no sabes lo que son? No te preocupes, yo te lo explico.

El término MOOC es el acrónimo de Masive Open Online Course, es decir, curso en línea masivo abierto, quizá aquí en España todavía no son tan conocidos como en otros lugares del mundo, pero sobre todo en los países anglosajones están ya bastante asentados. Algunas características de los MOOCs son las siguientes:

  • Versan sobre temas específicos.
  • Son gratuitos aunque a veces hay que pagar si quieres una certificación oficial.
  • Son completamente a distancia, siempre a través de internet.

En cualquier caso, por si quieres profundizar más sobre esta forma de enseñanza te dejo la entrada de Wikipedia: MOOC. 

En la red existen varias plataformas para la realización de este tipo de cursos. La mayoría se imparten en inglés pero están aumentando cada vez más los cursos en otros idiomas. Yo he hecho varios en los últimos años pero sólo he utilizado dos plataformas: Coursera y Miríada X. ¿Has realizado tú alguno? ¿Con qué plataforma?

La verdad es que el catálogo es muy interesante y siempre es una buena opción si quieres aprender a tu ritmo y a un coste bajo o nulo.

Bueno, hecha esta aclaración, voy al grano.

TRUCOS PARA REDACTAR EN INTERNET Y GANAR LECTORES Y POSICIONAMIENTO

Estos truquillos de los que te voy a hablar los he aprendido gracias a un curso de redacción en internet impartido por el profesor Ramón Salaverría de la Universidad de Navarra.

Creo que ya ha pasado el período para realizar el curso y poder obtener la certificación pero los vídeos del mismo siguen disponibles en youtube así que te dejo el enlace por si te interesa echarles un ojo.

Porque para escribir bien en internet no vale sólo con escribir sin errores de ortografía y gramática como te decía en este artículo.

Así que no me hago de rogar más y comienzo a exponer algunos de los secretos para redactar en internet que he descubierto gracias a este curso. Para ello me voy a centrar en dos bloques o módulos del curso.

TRUCOS DE REDACCIÓN EN INTERNET: ESCRITURA DE ENLACES

♠ Cuando redactas un texto en internet debe quedar claro qué es texto plano y qué son enlaces. Por eso es recomendable distinguir los enlaces con distintos tipo de letra, subrayados o algo por el estilo.

La sorpresas están bien, pero el destino del enlace no debe ser una de ellas. Más que nada por qué a veces pinchas un enlace y te llevas una desagradable sorpresa por la página a la que conduce, ¿a que sí? Pues no queremos que a nuestro lector le pase eso.

Por eso el anclaje del enlace (las palabras en las que pinchas para que te lleve a otra página) debe dar una idea clara del lugar al que  conducirá al lector.

Dale una apariencia bonita al enlace. No dejes por defecto el http://. De esta manera el texto será visualmente más atractivo y más fácil de descifrar por el lector.

Enlaza, sí, pero sin pasarte. seguramente tu lector no tiene todo el tiempo del mundo por lo que aunque le pusieses en un mismo artículo decenas de enlaces, no va a seguirlos todos. Céntrate en los más necesarios y prescinde de los otros.

♠ A ser posible, utiliza anclajes textuales cortos. Es decir, cuantas menos palabras y menos longitud tenga el texto sobre el que sitúas el enlace, mejor.

♠ Intenta situar los enlaces al final de las oraciones o los párrafos. ¿Que por qué? Muy sencillo, evitarás que el lector corra al enlace y se marche de tu texto antes de haber leído todo lo que le querías decir sobre él.

♠ Si vas a vincular a un portal de internet con gran cantidad de contenidos, remite a la página concreta que te interesa, no a la portada. Si no lo haces así el lector aterrizará ahí más perdido que un pulpo en un garaje y perderá el interés en tu artículo.

♠ Si vas a enlazar a un tipo de contenido distinto de una página web, por ejemplo un pdf, es recomendable que especifiques el formato y el tamaño del documento enlazado.

Las palabras más adecuadas para el anclaje de un enlace son los sustantivos seguidos de los verbos.

TRUCOS DE REDACCIÓN EN INTERNET: ESCRITURA SEO

trucos para redactar en internet

Google posiciona mejor textos más largos. Pero esto ya lo sabías, ¿no? Parece que no hay acuerdo sobre el número de palabras. Algunos hablan de 300, otros de 1.000, otros de 1.500.

Utiliza un tono informativo y no muy rimbombante.

Las referencias temporales absolutas funcionan mejor. Es decir, que las arañas de los buscadores tienen en cuenta la frescura y vigencia de los contenidos.

Si tú escribes por ejemplo: “dentro de 3 días”, esa referencia temporal sólo tendrá sentido para el lector el día en que escribes el artículo, pero ese escrito quedará ahí en el ciberespacio y es posible que un lector lo descubra meses más tarde. En ese sentido, una referencia temporal absoluta como “el 13 de noviembre” tendrá mucho más sentido.

Dota a tus texto de una buena estructura. Esto es bueno no sólo en términos de SEO sino también para conseguir que más lectores lean tus textos. ¿Por qué? Pues sencillamente porque un texto mal estructurado da mucha más pereza, y en internet como en la vida, el tiempo es oro (ya me he quedado tranquila soltando un refrán 😉 ).

Símbolos, listas, bolos, epígrafes, mejorarán tus textos de cara a google y de cara a los lectores.

Identifica las palabras claves antes de ponerte a escribir. Los nombres propios, los topónimos, los tecnicismos son muy adecuados en este sentido porque se corresponden con un gran número de búsquedas de los usuarios en internet.

Para ello ponte siempre en el lugar del usuario. ¿Qué palabras pondrías tú en el buscador si quisieras encontrar ese tema? Utiliza esas palabras como palabras clave o keywords.

Utiliza esas palabras clave en el título de tu texto. Este punto necesita más explicación, ¿verdad que no?

Utiliza un máximo de 55 caracteres en el título de tu texto. Sencillamente porque cuando haces una búsqueda en google, el título de la página se corta al llegar a esa extensión. Y tú quieres que tu título se vea entero en la página de resultados de google, ¿a que sí?

♣ Si es posible, procura que la palabra clave principal figure como primera palabra del título. A veces es difícil conseguirlo pero si lo haces el posicionamiento de tus textos mejorará considerablemente.

Utiliza negritas para las palabras clave. Así las harás mucho más visibles para las arañas de los buscadores que consideran que esas palabras en negrita son las más importantes para el posicionamiento del artículo.

Si puedes utilizar las palabras clave para anclar los enlaces, mejor que mejor. Es decir, que sobre esas palabras clave haya un enlace que permita al lector navegar a otro lugar.

Redacta una buena meta descripción. La meta descripción es esa pequeña introducción que puedes leer en la página de resultados de google tras el título. Si pones las palabras clave adecuadas en ella, posicionarás mejor.

Para una explicación más clara de cómo redactar una buena metadescripción te recomiendo que te pases por este artículo de Wokomedia:

Cómo escribir una buena meta descripción

Rellena las etiquetas ALT de las imágenes con las palabras clave o variaciones de las mismas. Muchas veces se descuida este factor que influye notablemente en el posicionamiento de los artículos.

Y hasta aquí puedo leer. Creo que han sido 21 los pequeños trucos para redactar en internet que te he dado en esta entrada. Cuéntame si los conocías, si los utilizas o si conoces otros. Al fin y al cabo yo no soy ninguna experta, es posible que tú sepas mucho más que yo sobre este tema y si es así, me encantará conocer tu punto de vista en los comentarios.

Espero que la entrada te haya resultado interesante, si quieres profundizar más sobre el tema no te olvides de consultar los vídeos.

 

 

 

 

Cómo escribir un buen post cada semana: mi método

 

cita post cada semana

¡Cuánta razón tenía Cervantes con esta frase! La verdad es que cuando abrí este blog allá por el día de los Reyes Magos, me propuse escribir un post todas las semanas. Hasta ahora lo voy cumpliendo.

Quitando las semanas que me tomé de merecido descanso en verano, he publicado un post todos los martes, creo que van 37 y éste será el número 38. Toco madera para poder seguir a este ritmo.

Hay gente que me ha preguntado,

¿Cómo consigues escribir un buen post cada semana sin fallar una?

La respuesta es muy fácil: con planificación. Así que en esta entrada me he propuesto explicarte un poco cuál es mi método para escribir un post todas las semanas. Espero que te sirva. Continue reading  

No es sexismo lingüístico

cita sexismo

 

¡Hola a todos!

Sí, hoy voy a hacer una excepción y en lugar de dirigirme a ti en singular voy a dirigirme a vosotros, a todos los que me leéis y que espero que seáis cada vez más. ¿Que por qué este cambio? Pues muy sencillo, simplemente para poner de manifiesto que me estoy refiriendo a vosotros con la palabra “todos”, así en masculino, pero que no tengo ninguna intención de excluir a las mujeres de mi discurso (¡Faltaría más!), sino que considero que tanto hombres como mujeres están incluidos en este saludo.

Quizá esta entrada no tenga demasiado que ver con el mundo del Social Media pero creo que sí tiene que ver con el hecho de escribir un blog. Cuando escribes siempre te diriges a una audiencia y para hacerlo tienes que elegir una forma de dirigirte a esa audiencia.

Por eso escribo este post, para aclarar (aunque igual me estoy metiendo en un jardín) por qué cuando escribo en mi blog me dirijo al lector en masculino. Bueno, rectifico, no me dirijo al lector en masculino, sino en un género no marcado que busca aludir tanto a los hombres como a las mujeres.

La idea para esta entrada surgió el otro día cuando el líder de la oposición, Pedro Sánchez, se dirigía en el Congreso (en todo de broma, eso sí) a todos los miembros y miembras de la bancada popular.

Vale, lo hacía en broma, pero creo que nuestros políticos crearon hace ya unos años un monstruo a la hora de empezar a hablar de los electores y las electoras para que nadie se sintiese excluido.

No sé si la redacción de este post me va a granjear más enemigas que amigas (aquí sí, en femenino), espero que no. Desde luego no soy quién para decir qué es o no correcto lingüísticamente hablando puesto que no soy ninguna experta en la materia, pero sí creo que tengo derecho a defender mi postura puesto que al fin y al cabo, éste es mi blog.

De todas formas, para apoyar mi argumentación voy a recurrir en primer lugar a exponer brevemente la postura de la Real Academia sobre esta cuestión.

LA POSTURA DE LA RAE

Real academia

Para ilustrar la postura de la Real Academia quiero citar aquí el informe “Sexismo lingüístico y visibilidad de la mujer”  que escribió hace ya un par de años el académico Ignacio Bosque y que fue suscrito por 26 académicos de número.

En este informe se afirman, entre otras, las siguientes cuestiones:

“La primera premisa verdadera es el hecho cierto de que existe la discriminación hacia la mujer en nuestra sociedad”

 

“La segunda premisa, igualmente correcta, es la existencia de comportamientos verbales sexistas”

 

“Es necesario extender la igualdad social de hombres y mujeres, y lograr que la presencia de la mujer en la sociedad sea más visible”

 

Pero también se deduce de este informe que:

 

“No se debe suponer que el léxico, la morfología y la sintaxis de nuestra lengua deban hacer explícita sistemáticamente la relación entre género y sexo”

Lo que viene a concluir este informe es que

“El uso no marcado (o uso genérico) del masculino para designar los dos sexos está firmemente asentado en el sistema gramatical del español, como lo está en el de otras muchas lenguas románicas y no románicas y no hay razón para censurarlo”

Queda por tanto claro que la RAE considera que cuando se habla por ejemplo de “Los desempleados”, no se está utilizando el género masculino sino un género no marcado que abarca tanto a hombre como a mujeres.

 MI POSTURA

mi postura

Ahora debo decir que aunque ya he manifestado en alguna otra ocasión que no estoy de acuerdo con todas las normas establecidas por la RAE, sí que estoy completamente de acuerdo con lo que se manifiesta en el citado informe de “Sexismo lingüístico y visibilidad de la mujer”.

¿Que por qué? Pues porque yo nunca me he sentido excluida de ningún discurso cuando se ha hablado de “los ciudadanos” en vez de de “los ciudadanos y las ciudadanas”, ni tampoco al decir “los alumnos” en vez de “los alumnos y las alumnas”.

Durante 7 años he trabajado como redactora en una editorial jurídica y han sido muchos los textos jurídicos que han pasado por mis manos en ese tiempo. Pues bien, debo decir que me horrorizaba que en ocasiones nuestros políticos invirtieran tiempo y dinero en modificar una ley larguísima sólo para introducir modificaciones del tipo “Los contribuyentes y las contribuyentes” o “Los interesados y las interesadas”, además de hacérmelo perder a mí y a mis compañeras tratando de desentrañar durante horas cuáles eran las modificaciones sustantivas introducidas en la nueva legislación. Modificaciones sustantivas que al final comprobábamos que brillaban por su ausencia.

Eso sí, una cosa sí que quiero dejar clara. Me considero una persona feminista. Soy mujer y creo que toda mujer debería ser feminista puesto que el feminismo es el movimiento que exige para las mujeres iguales derechos que para los hombres. Me da muchísima pena y rabia comprobar que aún exiten entre nosotras mujeres que son machistas. Creo que sin el feminismo muchas de las cosas de las que hoy en día disfrutamos las mujeres serían impensables para nosotras. Tenemos que estar siempre agradecidas a todas esas mujeres que desde hace siglos lucharon, y a veces incluso murieron, por conseguir la igualdad de derechos (no hay más que recordar cuál fue el origen de la celebración del día 8 de marzo).

Pero una cosa no quita la otra, y creo que tenemos cosas mucho más importantes por las que luchar en nuestra búsqueda de la igualdad que por conseguir que se destierre el uso del género no marcado en beneficio del uso simultáneo de los géneros masculino y femenino.

No sé si os habré convencido o no con mi argumentación pero me parecía oportuno plantear el debate y señalar lo siguiente:

 

LAS RAZONES POR LAS QUE USO EL GÉNERO NO MARCADO EN EL BLOG

sexismo

  • Hacer la comunicación más fluida y más atractiva: Si tuviera que estar empleando el masculino y el femenino continuamente en cada uno de los sustantivos y adjetivos, os aseguro que la lectura se haría mucho más tediosa y casi incomprensible. Sirva como ejemplo este artículo de la constitución de la República Bolivariana de Venezuela:

sexismo

 

¿No os parece un poco farragoso? ¡Pobre del que se la tenga que estudiar para concurrir a unas oposiciones!

  • Obras son amores y no buenas razones. La lucha por la igualdad de la mujer se demuestra en hechos, las palabras huecas se las lleva el viento. Creo que todos los que me conocen saben que soy una persona que defiendo siempre la igualdad de la mujer y no creo que nadie pueda calificarme de machista.

Si yo me considero incluida cuando se utiliza el género no marcado, ¿Por qué no iban las demás mujeres a considerarse incluidas también? Creo que hay reivindicaciones bastante más importantes que tanto mujeres como hombres debemos hacer para lograr de una vez por todas la igualdad de derechos.

  • El sexismo no está en las palabras sino en el uso que se hace de ellas. Creo fervientemente en esta afirmación y considero que no ofende el que quiere sino el que puede. En mi blog me dirijo al lector en género no marcado, pero de la lectura de mis artículos se puede deducir perfectamente que mi intención no es discriminar a la mujer, con lo cual creo que en este sentido nadie se puede ser sentir ofendido.

 

En cualquier caso, el debate ya está abierto tanto en la sociedad como en este blog. Y en este caso creo que la pregunta sí que debe ir dirigida especialmente a las mujeres, ¿Te sientes incluida o discriminada cuando en los organismos oficiales o en cualquier otra plataforma se utiliza el masculino para desgnar el género no marcado? De todas formas y para no excluir a nadie 😉 los chicos también podéis darme vuestra opinión al respecto.

¡Fuera errores de ortografía y gramática!

 

gramática

Don Quijote tiene toda la razón. ¿No te parece? Porque si un gobernante no es capaz de utilizar bien la gramática, ¡Apaga y vámonos! Digo yo que si no sabe gramática, no hablará correctamente y por lo tanto su mensaje no tendrá la influencia deseable en su público.

 Por desgracia, la sociedad de hoy en día no funciona así y son muchos los políticos y los profesionales cualificados en otros ámbitos, que no son capaces de expresarse con corrección. Y no hablemos ya de las faltas de ortografía, que muchas veces campan a sus anchas por los escritos de reputados profesionales en sus respectivas especialidades. Incluso a veces llega a producirse el caso de que le haces ver a alguien (un ingeniero, por ejemplo) que tiene una falta de ortografía en un documento, y va y te dice:

– “Ah, ya. Bueno, es que yo soy de ciencias”

 Tengo que reconocer que esa reacción me repatea. Sí. Porque lo primero que se aprende en la escuela son las letras: a hablar y escribir correctamente, y eso no debes abandonarlo vayan tus derroteros profesionales por donde vayan. TODOS, absolutamente todos los profesionales del mundo, se ven obligados a leer o escribir en alguna ocasión en el ejercicio de su profesión, y puesto que se trata de algo tan básico hay que ser capaz de hacerlo bien.

 ¿Qué te voy a decir si además tú eres un profesional de las letras, la comunicación o las redes sociales? La corrección gramatical y ortográfica debe ser un “must” para ti, como dicen los modernos. Una necesidad, hablando en román paladino.

ALGUNOS ERRORES QUE ME SACAN DE QUICIO

 

Las nuevas teconologías, internet y las redes sociales han otorgado muchísima visibilidad a gente que antes no la tenía, y esto ha puesto al descubierto un dato que al menos para mí, es alarmante: cada vez nos expresamos y escribimos peor. Durante algo más de siete años he trabajado en el sector editorial, y aparte de redactar textos, uno de mis cometidos era revisar los escritos por otros. Llegaban hasta mí documentos de reputados profesionales que en ocasiones, escondían faltas de ortografía realmente vergonzosas.

Si eres de los míos y te das un paseo por los medios de comunicación e internet, encontrarás cosas que te dejarán boquiabierto. Aquí os dejo algunas que he encontrado sólo a través de twitter:

error gramática 1

error gramatical 2

error ortografía 1

error ortografía 2

error ortografía 3

error ortografía 4

Como ves soy bastante activa a la hora de “denunciar” este tipo de errores y te invito a que hagas lo mismo cuando te los vayas encontrando. Si los envías a @CalamoyCran o a @Lavadoradetextos o a @laerratonera, ellos los retuitean y así les dan una mayor difusión. Puedes utilizar el hashtag #PonUnCorrectorEnTuVida. ¡Actúa tú también como policía ortográfico y literario! Por unos medios de comunicación sin este tipo de errores.

Por cierto, otro error que no puedo soportar y que últimamente oigo por todas partes es el de “habían dos”. Una explicación muy buena de cómo utilizar la forma impersonal del verbo haber más un sustantivo, la puedes encontrar en el blog “El español sin misterios”.

Pero bueno, no me quiero poner pesada porque al fin y al cabo todos tenemos de vez en cuando dudas acerca de cómo se escriben o cómo se dicen determinadas palabras. Eso no es grave, la cuestión es que antes de meter la pata hay que tratar de solventar estas dudas. Para eso te voy a dar aquí una serie de consejos acerca de lo que debes o no debes hacer:

HACER ESTO NO EVITARÁ QUE TE EQUIVOQUES

 

  1. Buscar en google: Google lo encuentra todo. Tanto lo bueno como lo malo, por lo que si buscas una palabra o una expresión incorrecta también la encontrarás, pero eso no quiere decir que sea correcta. Busca sólo en fuentes de prestigio en lo que a la utilización del idioma se refiere.
  2.  Fiarte de lo que escuchas en radio o televisión: Desgraciadamente este tipo de errores cada vez son más frecuentes entre los profesionales de la comunicación, así que si tienes dudas, desconfía y acude a fuentes de autoridad.
  3.  Confiar en que si lo dice mucha gente es correcto: Mal de muchos consuelo de tontos. La gente de la calle es la que hace evolucionar el idioma, desde luego, pero no todo lo que se oye en la calle es correcto. Intenta no caer en errores, que no por comunes, son menos graves.

ADÓNDE ACUDIR PARA NO METER LA PATA

 

diccionario

 

  1. Diccionario de la Real Academia Española: Vale, es cierto que se ha criticado mucho su última edición por no incluir determinados vocablos, pero una cosa está clara, si está aquí, es correcto.
  2. Diccionario de sinónimos: A veces no queremos repetir demasiado una palabra y esta fuente es muy útil para encontrar reemplazo.
  3. Español para extranjeros:  Sí, ya sé que tú que me lees eres nativo de habla española, pero desgraciadamente estas notas para extranjeros pueden venirnos muy bien en determinadas ocasiones ya que a veces cometemos los mismos errores que un foráneo.

ALGÚN CONSEJO MÁS PARA TERMINAR

 

 Y antes de que te marches del blog (si no lo has hecho ya) por la chapa que te estoy metiendo hoy, te voy a dar unos pocos consejos más que según mi modo de ver son imprescindibles para evitar errores:

leer

  • LEE, LEE Y LEE: Sí. Lee lo que quieras: periódicos, revistas, libros, cómics… pero eso sí: con mucha atención. Se trata de que de ahora en adelante, salten las alarmas de tu cabeza cuando veas una palabra mal escrita o una expresión gramaticalmente incorrecta. Si no pones atención, seguirás cometiendo errores por mucho que leas.
  • APUNTA LAS ERRATAS QUE VEAS Y CORRÍGELAS. De esta manera te será mucho más fácil fijar en tu mente la forma adecuada de escribir esa palabra o utilizar esa expresión.
  • REVISA TUS TEXTOS DESPUÉS DE ESCRIBIRLOS. A cualquiera se le puede colar un error de este tipo, así que nunca está de más volver a leer el texto completo antes de hacerlo público. Si puedes, leélo en voz alta, así controlarás mejor los lugares donde conviene respirar y pondrás más acertadamente los signos de puntuación.

Una última cosa, a lo mejor si eres un ferviente seguidor de las normas gramaticales y ortográficas de la Real Academia Española, me dirás que he puesto algunas tildes en este artículo, que según la mencionada institución, ya no deben emplearse. Pues bien, es cierto, pero también lo es que no estoy demasiado de acuerdo con su supresión, y puesto que una gran parte de los señores y señoras académicos no cumplen la norma en sus escritos personales, he decidido no cumplirla yo tampoco. Espero que me perdones.