Cómo crear una marca personal coherente

marca personal coherente

 

Seguro que a estas alturas de la película has escuchado muchas veces eso de “eres un producto”. Soy consciente de que esa cosificación te puede sonar un pelín mal, yo no sé si eres un producto o no, pero lo que sí tengo claro es que todo lo que haces tanto en la vida como en las redes sociales, va dejando una huella y esa huella la tienes que cuidar sobre todo por el bien de tu futuro profesional.

Por eso en este artículo voy a explicarte cómo hacer o más bien qué no hacer para que tu marca personal sea coherente.

Pero empecemos por el principio:

¿QUÉ ES LA MARCA PERSONAL?

La marca personal es precisamente esa huella de la que te hablaba. Ese rastro que vas dejando en internet y que habla de ti mucho más de lo que tú crees.

Dicen que las palabras se las lleva el viento pero estarás de acuerdo conmigo en que puede ser que aunque se las lleve el viento siempre hay alguien que las recuerda y sobre todo si queda constancia de ellas por escrito como ocurre hoy en día en tantas ocasiones. Las conversaciones ya casi nunca se las lleva el viento porque quedan patentes en el Whatsapp, en Twitter, Facebook o en el correo electrónico.

Tenemos una tendencia creciente a querer perpetuar nuestras palabras y eso puede pasarnos factura si no obramos con cuidado.

Debes cuidar tu marca personal para que cuando alguien busque un profesional de tu especialidad, tú estés en el top of mind de ese alguien. Me explico:

¿Qué es ser “top of mind”?

Si yo te digo que pienses una marca de refresco de cola, casi podría apostar por la que vas a decir, ¿por qué? Porque esa marca ha logrado convertirse en tu top of mind, en el tuyo y en el de la mayoría de los consumidores. Porque eso es convertirse en el top of mind, conseguir que cuando los demás piensen en un “producto” o una persona con tus características tú seas el primero que les viene a la mente.

pensamiento

Vamos, que si buscan un electricista y tú eres electricista, tu nombre sea el primero que se les venga a la mente. De la misma forma, si buscan un profesional del marketing, no puedan evitar pensar en ti y contacten rápidamente contigo.

Conseguir esto no es cuestión de unas horas ni de unos días, es una verdadera carrera de fondo pero si llegas a conseguirlo te sentirás enormemente gratificado.

Precisamente para lograrlo hay que evitar una serie de comportamientos en internet y las redes sociales. Vamos a verlos:

COMPORTAMIENTOS QUE DEBES EVITAR SI QUIERES CONSTRUIR UNA MARCA PERSONAL COHERENTE

  • El postureo: Sí, ya sé que está muy de moda y que queda muy bien para fardar ante tus amigos de tus súper vacaciones o de tu altura intelectual, pero para crearte una marca personal sólida y coherente te aseguro que no vale.

¿Por qué? Pues precisamente porque todo eso que hagas sólo para figurar y dar una imagen que no es real, no aporta nada y además te puede llegar a pasar factura. Te pongo un ejemplo:

¿Qué pasaría si pretendiendo dártelas de intelectual te hacer una foto “leyendo” a Proust y luego alguien te pregunta por “En busca del tiempo perdido” y comprueba que no has conseguido pasar de las 10 primeras páginas? Pues que la imagen que habrías dado se volvería claramente patética. Ya sabes lo que dice el refrán, y si no lo sabes ya te lo digo yo: se coge antes a un mentiroso que a un cojo. Así que despídete del postureo.

Sobre el peligro de estos comportamientos ya escribí hace unos cuantos meses. Te dejo aquí el artículo por si no lo leíste en su día:

Postureo en redes sociales, peligro para tu marca personal

Hace ya tiempo que el postureo le pasó factura a la actriz española Anna Allen. ¿Te acuerdas?

Anna Allen, una marca personal mal gestionada 

  • La intermitencia: Como dice el chiste: ahora sí, ahora no, ahora sí, ahora no… Si lo que quieres es realmente permancer en el top of mind de las personas que te siguen, no vale con publicar o comentar ahora y dejarlo durante unos cuantos meses.

marca personal coherente

Esa intermitencia sólo conseguiría dar una imagen de dejadez y de poca profesionalidad. Nadie busca a una persona que sea buen profesional hoy, pero irresponsable mañana, ¿verdad que no? Pues precisamente por eso tienes que hacer un esfuerzo con tu marca personal para estar siempre al pie del cañón y no desaparecer caprichosamente como el Guadiana.

  • La dispersión: Por lo que más quieras, céntrate. Seguro que hay un montón de cosas que te gustan y muchísimas que puedes hacer bien. Pero para crear una marca personal coherente no se trata de todo aquello que puedes hacer bien sino de aquello que puedes hacer MEJOR.

Si atacas demasiados frentes seguramente los resultados de tus esfuerzos no serán tan buenos como esperabas. Si es que ya lo dice también el refrán: “El que mucho abarca poco aprieta” o si lo prefieres ese otro de “Nadie es perfecto”.

Yo ratifico esos dos refranes pero en cuanto al segundo me vas a permitir que introduzca una pequeña enmienda: “Nadie es perfecto EN TODO” Y tú, ¿qué es lo que se te da mejor? ¿En qué eres perfecto (o casi)? Pues centra en eso tu marca personal y no te disperses.

Espero que estos consejos te sirvan de ayuda si quieres crear una marca personal coherente. Pero seguro que hay muchos más que se me han quedado en el tintero así que te pido que me ayudes y me digas qué es lo que tú consideras fundamental para trabajar la marca personal y acabar construyendo una con fundamento y coherencia. ¿Te animas? Pues para eso están los comentarios.

Postureo en redes sociales, peligro para tu marca personal

postureo en redes sociales

Es un hecho que hoy en día desarrollar tu marca personal a través de internet y las redes sociales puede ser muy beneficioso. Pero desarrollar una marca personal implica hacerlo con consistencia y sobre todo con veracidad. Por eso hoy te quiero hablar de los peligros que entraña para tu marca personal el “postureo” en las redes sociales.

“POSTUREO”, BONITO “PALABRO”

En primer lugar voy a disculparme por sumarme al uso de esta nueva palabra, “postureo”, que está en boca de todos debido a la fuerza que internet a cobrado en nuestras vidas. Esta palabra no existe en el sentido de que no está aceptada por la Real Academia de la Lengua, aunque no me cabe duda de que todo se andará. La palabra es nueva pero la actitud de postureo es tan antigua como la vida misma.

¿Cómo lo llamo yo? El aparentar, y eso todo el mundo sabe lo que es, ¿a que sí?

El querer aparentar lo que no se es, es algo que ha existido desde que el mundo es mundo, no hay más que leer a los clásicos para comprobarlo. Entonces, ¿cuál es la novedad? ¿Qué es lo que pasa ahora? Pues simplemente, que antes cuando alguien intentaba aparentar algo que no era, sólo se enteraban los más cercanos, las personas de su entorno, mientras que ahora disponemos de unas plataformas magníficas para lanzar esa apariencia a los cuatro vientos: Las redes sociales.

En un artículo anterior, hace casi un año, ya hablé de las consecuencias negativas que había tenido o podría tener el postureo para una actriz española como Anna Allen. Si no lo leíste, échale un vistazo:

Anna Allen, una marca personal mal gestionada

Ahora quiero simplemente hacer una enumeración de los problemas que puede tener para el común de los mortales el postureo en las redes sociales.

POSTUREO EN REDES SOCIALES VS MARCA PERSONAL

Lo primero que quiero decir a este respecto es que “posturear” en redes sociales no es labrarse una marca personal. El postureo en redes sociales no es sino una falsa marca personal.

Es cierto que en un primer momento la gente se puede creer aquello que publicas en redes sociales tratando de aparentar lo que no eres, pero te puedo asegurar que, como dice el refrán, y ya estaba tardando en soltar uno, se pilla antes a un mentiroso que a un cojo.

La marca personal sólo tiene sentido si lo que se busca a largo plazo es una desvirtualización o el ir un paso más allá con las personas que te conocen a través de la tu marca y tu presencia en redes sociales. En el momento en que se dé ese paso más, la marca personal se desmoronará si lo que la sustenta es postureo puro y duro.

No digo que el postureo no se pueda utilizar de vez en cuando para desengrasar dejar claro al receptor del mensaje que estás de broma y que tienes sentido del humor, eso sí sería una faceta de la construcción de tu marca personal. Algo así:

postureo en redes sociales

Con una imagen como esta te echas unas risas y no engañas a nadie, ¿a que no?

Pero sí que debes tener cuidado con intentar dar una imagen que no se corresponde con aquello que eres en realidad.

PELIGRO PARA TU MARCA PERSONAL: POSTUREO EN REDES SOCIALES

Posturear en exceso en las redes sociales tratando de engañar al personal puede ser más peligroso que un tiroteo en un ascensor. ¡Atención peligro!

  • Si hay postureo por tu parte, seguramente también lo habrá por parte de los receptores del mensaje. No te engañes.

postureo en redes sociales

  • Si todo lo que haces y publicas en redes sociales es un mero postureo, ¿de qué te va a servir? En el momento en que decidas abandonarlo sólo descubrirás una vida vacía.
  • Que te descubran será una humillación. A nadie le gusta que le pillen en mentira, ¿a que no? Pues no la hagas y no la temas. ¿Cómo crees que se sintió Anna Allen cuando descubrieron que sus fotos en los Oscars y con famosos eran sólo montajes?
  • Me queda hablar de otro postureo en redes sociales. El postureo del compartir: Si quieres labrarte una marca personal convincente no sólo tienes que crear contenidos, también debes compartirlos pero antes de hacerlo debes examinar concienzudamente esos contenidos que compartes. No se trata de compartir por compartir sino porque consideras el contenido útil, y acorde con los valores de tu propia marca. Esto daría para todo un post pero en este sentido me ha gustado mucho el último artículo de Tatsu Hattori. Te lo dejo aquí por si no lo has leído.
  • Las apariencias engañan, en principio. De hecho, si este refrán existe es precisamente porque se ha descubierto que eran engañosas, así que no te juegues tu marca personal con el postureo en redes sociales, antes o después esa marca se desmoronará.

3 CONSEJOS PARA CONSTRUIR TU MARCA PERSONAL EN REDES SOCIALES

♣ La verdad por delante: El postureo está bien para poner un toque de humor, pero no te pases y sobre todo no intentes engañar a nadie.

♣ Constancia: Absolutamente fundamental. Las intermitencias no construyen nada y menos una marca personal consistente.

 Trabajo: Porque sin él no se consigue nada duradero y quien te diga lo contrario, miente. No temas mostrar en las redes sociales tus debilidades si al mismo tiempo eres capaz de  dejar constancia del trabajo que estás haciendo para mejorarlas.

¿Y tú qué? ¿Postureas en las redes sociales? ¿Qué impresión te causa el postureo de los demás? ¿Te hace gracia o te enfada? ¿Qué consejos darías para construir una marca personal solvente a través de las redes sociales y el social media? Espero tus comentarios y si te ha gustado comparte, pero con cabeza.

 

 

 

Refuerza tu marca personal con about.me

cita huellas

La marca personal es la huella que dejas en los demás, aquello que hablan o piensan de ti cuando no estás, si vamos al terreno digital es lo que google dice de ti si te atreves a meter tu nombre en el buscador. Todo eso eres tú, o mejor dicho, ésa es tu marca personal pero… ¿Quieres reforzarla? Hay una herramienta que puedes utilizar para conseguirlo. Esta semana te hablo de ella.

Continue reading  

Cómo los grupos de Linkedin ayudan a tu marca personal

cita grupos linkedin

 

Los pasados 24 y 25 de abril se celebró en mi ciudad, Bilbao, el foro Innova Bilbao 2015, en el que se habló de tecnología, innovación y negocio digital. No pude asistir personalmente porque tenía otros compromisos, pero sí he tenido la suerte de disfrutar de algunas de las ponencias en streaming.

Una de las ponencias que pude escuchar fue la de la actual directora de Linkedin en España y Portugal, Sarah Harmon @quesarah2 , y ésa fue la que me dio la pista para escribir este post de hoy. Como directora de Linkedin, su intervención estuvo dirigida a convencer a los asistentes de por qué deben usar la plataforma para hacer networking. Yo he decidido hablarte aquí de una parte muy concreta de Linkedin que muchos usuarios pasan por alto: los grupos de linkedin y lo que pueden ayudarte a la hora de crear tu marca personal.

QUÉ SON LOS GRUPOS DE LINKEDIN

Bueno, no hace falta ser un lince para adivinar qué son los grupos de linkedin. Yo los definiría como foros de temáticas específicas en los que los usuarios comparten sus inquietudes tanto profesionales como personales.

Existen grupos sobre casi cualquier materia que te puedas imaginar y su funcionamiento es muy sencillo. Sólo tienes que utilizar el buscador para localizar aquellos en los que te interese participar. Muchos de ellos son abiertos por lo que una vez localizados no tienes más que pulsar en el botón “Únete” que aparece en la parte derecha, y ¡Listo! Ya formas parte de una nueva comunidad.

En otras ocasiones son grupos cerrados y deberás solicitar unirte al grupo. En estos casos, será el administrador del mismo el que te dará acceso al cabo de unos días o unas horas, si tienes suerte.

¿A QUÉ GRUPOS DEBERÍAS UNIRTE?

 Mi consejo es que dediques un ratito a curiosear en el apartado de grupos de Linkedin para encontrar los que mejor se adapten a tus intereses profesionales y personales, y que una vez encontrados, te animes a formar parte de ellos.

Éstos son los grupos de los que yo formo parte actualmente:

mis grupos de linkedin

Antes de que te lleves las manos a la cabeza, te diré que soy perfectamente consciente de que son demasiados, además algunos de ellos están inactivos desde hace tiempo, por lo que creo que va siendo hora de abandonarlos. A ver si un día de estos me pongo a hacer limpieza, virtual claro, la casa la tengo más o menos decente 😉 .

Precisamente por esto, aquí va otro consejo: No entres en demasiados grupos, únete sólo a aquellos que sean verdaderamente de tu interés, que te aporten y a los que tú también puedas aportar.

Como ves, yo formo parte de grupos relacionados con el marketing digital y también de otros que tienen que ver con mi trayectoria profesional anterior (Mundo Editorial). Aparte, estoy presente en algunos que tratan temas que son de mi interés como por ejemplo, el desarrollo profesional y personal de la mujer (LinkdWoman), el mundo del cine y el teatro, así como la literatura.

Así que mi siguiente consejo está claro: Únete a grupos que tengan que ver con tus intereses no sólo profesionales sino también personales, así estarás dando una imagen más completa de ti mismo.

Pero eso sí, no te limites a unirte a ellos y olvidarte. Sé un miembro activo de los mismos, participa. Si estás en un grupo pero no participas en los debates y las conversaciones que se suscitan en él, mejor déjalo porque no te servirá de nada.

Lo ideal es que intervengas tanto publicando actualizaciones (de contenido propio y ajeno), como comentando y recomendando las actualizaciones de otros usuarios. ¿A que te gusta que cuando publicas algo la gente comente? Pues aplícate el cuento y haz lo propio.

Te recomiendo un ritmo de actualización lo más regular posible pero acuérdate de no convertirte en un “molestador bienintencionado ¿Te acuerdas ;)?  Yo suelo publicar mis artículos sobre marketing y redes sociales una vez en cada uno de los grupos de marketing en los que participo, nada más. En los demás grupos publico noticias y artículos que encuentro por ahí y que considero que pueden ser interesantes.

En lo que se refiere a cuánto intervenir en los grupos comentando o recomendando publicaciones ajenas, te aconsejo hacerlo con regularidad. Yo suelo dedicar de lunes a viernes un ratito todos los días para leer y comentar las publicaciones de los grupos de los que formo parte. Mi situación actual de desempleo me permite hacerlo, pero tú deberás ajustar tu frecuencia de participación según tus propias necesidades.

Cuando comentes trata de no decir solamente que te ha gustado el artículo. Intenta aportar valor a la conversación con tus comentarios: plantea preguntas, da tu punto de vista, añade matizaciones…

La constancia y la calidad de tus comentarios y publicaciones te permitirán posicionarte en los grupos como contribuidor principal, de manera que tu foto aparecerá a la derecha de la pantalla al entrar en el grupo en cuestión. Esto te proporcionará más visibilidad y mayor número de visitas a tu perfil.

Así es como aparecía hasta ahora la parte derecha de las páginas de grupo en caso de que fueras contribuidor principal.

contribuidor principal

Desde hoy, 7 de mayo de 2015, Linkedin ha eliminado este plugin por lo cual aparecerá una barra de progreso que te sitúa como contribuidor principal pero no se verá tu foto. Según Linkedin han introducido este cambio para favorecer la participación de todos los usuarios, ¿Te parece acertada esta modificación?

¡Pero ojo! Lo de ser contribuidor principal no es un título vitalicio. Dependerá de que sigas aportando contenidos y comentarios de calidad. Si te duermes en los laureles volverás a ser un participante común del grupo, sin más. Te aconsejo que no te obsesiones con esto. Si participas activamente en los grupos aportando y compartiendo contenidos de calidad unas veces serás contribuidor principal y otras veces bajarás del podio, ¡No pasa nada! Lo importante es participar.

Y te preguntarás:

—“Bueno, vale, ¿Y todo esto para qué?”

Pues porque como te comentaba en el título de la entrada, la participación en los grupos de linkedin te puede ayudar, y mucho, en la construcción de tu marca personal. Te explico:

CÓMO LOS GRUPOS DE LINKEDIN TE AYUDAN CON TU MARCA PERSONAL

Röck!! on the right

(Imagen cedida por Jeremy Keith https://www.flickr.com/photos/adactio/ )

  • Te permiten posicionarte como “experto” en una determinada materia: Si sabes de algo los grupos del linkedin te dan la oportunidad de demostrarlo participando activamente en conversaciones sobre el tema. Será un escaparate para ti y a la vez podrás ayudar a otros usuarios con tus conocimientos.
  • Dan una imagen de quién eres y cuáles son tus intereses. Por eso te recomendaba unirte a grupos no sólo de tu interés profesional sino también personal. Las personas no somos sólo aquello en lo que trabajamos sino también aquello que nos gusta y que hacemos en nuestro tiempo libre. De esta forma damos una imagen más completa y más humana de nosotros mismos.
  • Te dan oportunidad de contactar con otros profesionales de tu sector o con posibles clientes. Si tenemos en cuenta la famosa teoría de los 6 grados de separación comprenderemos que el mundo es verdaderamente un pañuelo, pero… ¿Cómo contactar con esa gente que está geográficamente lejos pero con la que podríamos colaborar o hacer negocio? Los grupos de linkedin te lo ponen en bandeja.
  • El hecho de ser un miembro activo en los grupos hace que te encuentren más fácilmente en las búsquedas de Linkedin. En pocas palabras, te aporta mayor visibilidad.
  • Te proporcionan un entorno en el que aprender y poner en práctica tus conocimientos de forma amena y atractiva, en contacto con los demás.

Así que ya sabes, como decía el otro día Sarah Harmon en su ponencia en Bilbao:

Si no cuentas tú tu historia, alguien la contará por ti.

¿Qué? ¿Te animas a participar en los grupos de Linkedin? ¿Lo haces habitualmente? ¿De cuántos eres miembro activo? Cuéntamelo en los comentarios y así charlamos.

Anna Allen, una marca personal mal gestionada

cita marca personal mentira

En los últimos días, el descubrimiento de los montajes fotográficos de la actriz Anna Allen ha hecho correr ríos de tinta. Tanto es así que su nombre llegó a ser trending topic en Twitter durante 2 días consecutivos aunque lamentablemente por motivos muy distintos a los que le hubieran gustado a la actriz. Si realmente no se ha debido a ningún trastorno psicológico, está claro que se trata de una marca personal mal gestionada. Supongo que ya te habrás enterado de la historia pero, por si acaso, te pongo en antecedentes:

LOC, el suplemento del periódico El Mundo, destapó hace unos días un montaje fotográfico según el cual, la actriz Anna Allen aparecía en la alfombra roja de los Premios Oscar 2015. Algunos medios se habían hecho eco anteriormente de la presencia de la española en la gala de entrega de estos premios, y El Mundo conseguía descubrir que se trataba de un montaje fotográfico al parecer bastante burdo.

 Este fue el pistoletazo de salida para que numerosos medios acudieran a sus archivos en busca de más mentiras de la actriz y, desgraciadamente para ella, las encontraron: En el programa radiofónico “La ventana” de la Cadena Ser, Anna había comentado su supuesta participación en la serie americana “The Big Ban Theory” asegurando que la experiencia fue como “un orgasmo continuo”. De hecho, ella misma colgó en su perfil de instagram una foto en la que aparecía con el equipo de la serie y que también resultó ser falsa:

anna allen big ban

 Como te puedes imaginar, esto ha hecho proliferar multitud de imágenes y memes en las redes sociales ridiculizando a la actriz y exagerando sus aires de grandeza. No es mi intención hacer leña del árbol caído. A ciencia cierta no es la única española, ni actriz, ni profesional de otro ámbito, que falsea su currículum. Pero en cualquier caso está claro que se ha equivocado y que este traspié no se lo pondrá muy fácil a su carrera profesional en España

 No soy quién para valorar si lo ha hecho por algún tipo de desequilibrio psicológico o por un mal asesoramiento, pero por alguna razón me parece bastante creíble la opinión que expresa la que fuera su descubridora y directora de casting de la serie “Cuéntame como paso”, Elena Arnao, en este artículo.

 En él se afirma que el cambio de orientación en la carrera de Allen se debió a un cambio de representante: al parecer abandonó a un agente de los de toda la vida y pasó a ser representada por una amiga suya abogada. Si esto es realmente cierto, probablemente ahora la actriz se estará tirando de los pelos por un cambio tan desacertado. En cualquier caso, toda esta polémica ha aguijoneado mi inspiración para escribir esta entrada sobre lo que considero que debe tenerse en cuenta para evitar una mala gestión de la marca personal.

 CÓMO EVITAR UNA MARCA PERSONAL MAL GESTIONADA

 

  1. Céntrate en aquello que realmente te apasiona: Es un hecho desde nuestra más tierna infancia que siempre hacemos mucho mejor aquello que más nos gusta. ¿A que sacabas las mejores notas en tus asignaturas favoritas? Por eso precisamente debes centrar la creación de tu marca personal en aquello que realmente te apasiona. Serás capaz de comunicarlo con más pasión y por tanto con más credibilidad. Esto lo hizo bien Anna Allen, puesto que su sueño era triunfar en Hollywood y fue a por él, pero…
  2. Crea tu marca siempre con la verdad por delante: Como dice el refrán “la mentira tiene las patas muy cortas” o “Se coge antes a un mentiroso que a un cojo”, ¡Vaya, ya me ha salido la vena refranera! Pero es que es la pura verdad, a Anna Allen le han cazado varias de sus mentiras y seguramente a ti te acabaría pasando como a ella si recurres a la falsedad en la creación de tu marca personal.
  3. Vísteme despacio que tengo prisa: No puedo evitar el uso de refranes en mis posts, soy un caso perdido 😉 . La marca personal se va construyendo poco a poco, no es una cosa que pueda surgir de un día para otro, ya sabes que “Zamora no se conquistó en una hora”, pues tu reputación online tampoco, pero más vale ir poco a poco cronstruyendo una marca personal veraz y digna de confianza para que el público al que te diriges quiera trabajar contigo.
  4. Cuida los detalles: A la hora de expresarte en las redes sociales o en los comentarios de blogs o foros, ten en cuenta todos los pormenores porque todo comunica. Cuida tu lenguaje y no expongas a la luz pública aquello que no te gustaría que todo el mundo supiera de ti o de tu vida privada. Internet es un gran escaparate y anque creas que las informaciones que publicas sólo las ven tus amigos, no es así. Te sorprendería lo rápido que pueden descubrir cosas de ti tus futuros empleadores.
  5. Más vale la calidad que la cantidad: No se trata de conseguir un gran número de fans o seguidores, y sobre todo, no se trata de que te admiren por algo que no eres (aunque quizá llegues a serlo en un futuro). Lo importante es que consigas seguidores de calidad, aquellos que realmente están interesados en lo que de verdad sabes hacer y que valoran los contenidos que aportas.

Quizá si Anna Allen se hubiera conformado con los papeles que poco a poco iba consiguiendo en producciones españolas, le hubiera ido mejor, porque lo cierto es que los que han trabajado con ella y han seguido su carrera estaban satisfechos con su trabajo. Una muestra de ello es este artículo del crítico teatral de ABC, Julio Bravo, que rompía una lanza a favor de la actriz hace unos días.

En resumen, que una marca personal se construye poquito a poco, dando pasos firmes pero seguros hacia tus objetivos profesionales. La mentira no debe entrar en tus planes, unos sueños de grandeza excesivos pueden dar al traste con tus aspiraciones. Esta bien escuchar consejos, pero no te dejes engañar por aquellos que te dicen que ya eres muy grande y te prometen una carrera rápida y meteórica. Mejor ir lento pero seguro y evitar construir una marca personal que mal gestionada, puede reportarte más disgustos que beneficios.

¿Has seguido tú la polémica acerca de los fotomontajes de Anna Allen? ¿Crees como yo que se trata de una marca personal incorrectamente gestionada o crees que hay algo más detrás? Déjame tu opinión en los comentarios y así conversamos.

¿Cuidas tu marca personal offline?

cita marca personal

 

Hoy en día oímos hablar continuamente de marca personal, la marca personal es lo que piensan de ti aquellos que te conocen, y la idea que se hacen de ti aquellos que no te conocen. El otro día leía un tuit con una frase de Alfredo Vela @alfredovela que decía que tu marca personal es lo que aparece cuando escribes tu nombre en google.

 Estoy de acuerdo con esa afirmación, google lo sabe todo (o casi todo) de nosotros, y por eso debemos estar atentos y monitorizar la información sobre nuestra persona que aparece en dicho buscador. Pero hoy quiero ir más allá: quiero pensar, que de la misma forma que todos tenemos una “doble vida”, en las redes y fuera de ellas, también nuestra marca personal tiene una doble vertiente, online y offline.

 A veces me da la impresión de que estamos muy preocupados por cuidar y construir una marca personal online, pero descuidamos esa faceta en la vida real. Craso error. Puede que tu comportamiento fuera del mundo virtual no se difunda con tanta facilidad como en la red, pero estoy totalmente de acuerdo con la frase de Goethe que encabeza este artículo, nuestro comportamiento deja huella en aquellos que lo observan y puede dar una imagen realmente fiel de lo que somos. Te pondré algunos ejemplos de lo que, a mi parecer, es una marca personal offline mal gestionada.

COMPORTAMIENTOS QUE DAÑAN TU MARCA PERSONAL OFFLINE

 1. Interrumpir constantemente a tu interlocutor durante una conversación: No sé si esto es algo que tú haces o no haces con frecuencia. Todos interrumpimos de vez en cuando, pero seguro que te ha pasado eso de estar hablando con alguien y que apenas te deje meter baza.

 ¿Cómo se traduce esto en la marca personal? Muy sencillo, este comportamiento delata que la persona que actúa así es egocéntrica y sólo valora sus propias experiencias y opiniones, que no sabe escuchar. Si una persona se comporta así en su vida personal, ¿Cómo crees que lo haría en el mundo virtual o en su entorno profesional? Seguramente de la misma forma. Será una persona incapaz de trabajar en equipo sin tratar de imponer su criterio. Por no hablar de su torpeza a la hora de captar y satisfacer las necesidades de un cliente. En términos de empleabilidad, yo si fuera reclutadora no la contrataría, ¿Y tú?

2.    Escuchar la radio o música en un lugar público sin utilizar los auriculares: Desgraciadamente ahora con los smartphones, los mp3 y las tabletas, todos llevamos encima aparatos que nos permiten escuchar música o una emisora radiofónica en cualquier momento. No malinterpretes esta afirmación, la música hace que la vida sea más agradable, yo misma llevo siempre conmigo mi mp3, pero el problema viene cuando intentamos imponer nuestro criterio haciendo que todo el mundo a nuestro alrededor tenga que escuchar lo que nos gusta a nosotros. Lamentablemente, este comportamiento está cada vez más generalizado.

¿Cómo se traduce esto en la marca personal? Una vez más, nos encontramos ante una persona que tratará de imponer su criterio en situaciones tanto personales como profesionales y por tanto, que no conseguirá buenos resultados cuando se trate de trabajar en equipo o adaptarse al punto de vista de los demás. Vamos, otra que yo no contrataría ni querría en mi círculo de amistades.

público

3. Hablar continuamente cuando se asiste como público a algún tipo de espectáculo o conferencia: Vamos a ver, si eres público, eres público, limítate a escuchar y a participar cuando así te lo requieran. Has acudido a ese evento para ser receptor del mensaje, aprovéchalo y trata de sacarle el máximo jugo posible.

¿Qué dice este comportamiento en cuanto a marca personal? Pues más de lo mismo, denota una incapacidad para la escucha activa que difícilmente jugará a favor de esa persona en situaciones en las que tenga que interactuar con otra gente.

Podría poner muchos más ejemplos de comportamientos inadecuados que dejan huella en las personas que se cruzan con nosotros y que por tanto, perjudican nuestra marca personal offline, pero de momento creo que con estos 3 ya es bastante. Eso sí, te quería preguntar, ¿Qué otros comportamientos y acciones crees tú que pueden perjudicar o beneficiar a la marca personal offline? Anda, sé bueno y cuéntamelo en los comentarios.

Para terminar, y sin ánimo de ser moralista, quiero darte algunos consejos muy básicos con objeto de que tu marca personal offline ayude a tu fantástica marca personal online. Espero que te sirvan.

CÓMO CONSEGUIR QUE TU COMPORTAMIENTO ENGRANDEZCA TU MARCA PERSONAL

  •  Donde fueres haz lo que vieres: Este refrán es tan antiguo que ya lo utilizaba mi abuela, pero es eficaz. Eso sí, asegúrate de imitar a las personas que se comportan adecuadamente y que dejan buen sabor de boca en los demás en cada caso concreto. A los que estén haciendo el cafre, ni caso.
  • Desarrolla tu saber estar: Sí, el saber estar no es sólo aquella cualidad que ensalzaba tanto Jose Luis Moreno cuando presentaba a un artista (¡uh, uh, uh, uh!). El saber estar es simplemente, la capacidad para comportarte adecuadamente en función de la situación en que te encuentres. Es fácil, utiliza tu sentido común, que como te decía aquí, es el menos común de todos los sentidos. En pocas palabras: un tiempo para cada cosa y cada cosa a su tiempo. Si toca divertirse, pásalo bomba, si toca ponerse serio, que a serio no te gane nadie.
  • Sé agradecido: Si te hacen un favor, no te conformes solamente con dar las gracias, a veces es suficiente porque los favores hay que hacerlos sin esperar nada a cambio, pero si puedes, trata de corresponder o de devolver el favor. Seguro que de esa manera dejarás una buena impresión muy duradera en la otra persona.

Así que ya sabes, está muy bien que te preocupes por tu marca personal en la red, pero no descuides nunca tu comportamiento fuera de ella, nunca se sabe quién te puede estar observando, aunque no sea google.

¡Ah! Por cierto, que si compartes esta entrada en las redes sociales, te estaré eternamente agradecida y sabré recompensarte 😉